La organización Oceana, dedicada a la protección de los océanos, alertó que las acciones del gobierno federal para combatir la pesca ilegal «atienden menos del 1% del problema».

Dicha denuncia ocurre después de que la Comisión Nacional de Acuacultura y Pesca (Conapesca), según citó la agrupación, reconoció que la pesca ilegal representa el 40% de la captura de producto pesquero.

En un comunicado, Oceana señaló que al comparar los periodos de 2009-2014, cuando la Auditoría Superior de la Federación (ASF) evaluó la política pesquera, y de 2018-2023, del gobierno actual, la organización detectó que «las retenciones de producto pesquero obtenido de manera ilegal cayeron 75%».

Asimismo, dijo que «las personas detenidas por esta actividad disminuyeron 95%», como indica en su reporte “Pesca ilegal en México: Soluciones desde la Política Pesquera”.

«La pesca ilegal es el mayor problema que enfrentan los mares y pescadores. Sin embargo, las acciones de la Conapesca son insuficientes; no hay una política pesquera de combate a la pesca ilegal y esto deja en un estado de indefensión a los pescadores», declaró la directora ejecutiva de Oceana en México, Renata Terrazas.

DETECTAN VARIAS ANOMALÍAS

Oceana también identificó que cerca de 22% de la pesca en el país se «lava, es decir, entra al mercado legal pero su captura sucedió en algún supuesto de ilegalidad».

Por ejemplo, el estudio analiza «los avisos de arribo de diez pesquerías de 2000 a 2022 y encontró que en algunos casos se reportaron especies que estaban en periodo de veda, fuera de su zona de distribución natural, no contaban con permiso para su captura comercial, ni se identificaron como pesca incidental o se usaron artes de pesca no autorizados, entre otros».

Tras esto, Terrazas pronunció que «el contexto actual de impunidad permite que producto ilegal entre al mercado legal, afectando a los pescadores que siguen las reglas. Hace falta combatir la pesca ilegal en toda la cadena de valor del pescado.»

Además, propuso como alternativa «focalizar esfuerzos en lo que los propios pescadores han señalado como el problema más grande: la pesca en veda y en zonas protegidas».

De cara a las elecciones del próximo 2 de junio, Nancy Gocher, directora de campañas e incidencia de Oceana en México, llamó «a quienes aspiran a ocupar la Presidencia de la República a incorporar desde ahora la urgente necesidad de contar con una política pesquera que combata la pesca ilegal».

«Garantizando la participación del sector pesquero, la transparencia y la rendición de cuentas», pidió.

About Author

Redacción

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *